anterior cerrar

edenBernardita Morello siguiente

Bernardita MorelloBernardita MorelloBernardita Morelloeden_04Bernardita MorelloBernardita MorelloBernardita Morello

Verano con avispas

Enrique Lista

Si el paraíso tenía una perversa serpiente dentro, mal empezamos. Si te expulsan por probar el fruto del árbol de la ciencia, el asunto empeora. Distinguir el bien del mal o sentir la vergüenza de la desnudez son molestias que no precisaban de un castigo adicional para arruinar la estancia placentera. Si estás a gusto, mejor no (te) hagas preguntas. Estarás bien mientras no entres en detalles, porque el demonio está en los detalles.

A primera vista, si es que una primera vista inocente fuese posible, el libro de Bernardita Morello también prefiere evitar el logos: expulsa a la palabra del paraíso de la imagen, pues lo único que propiamente puede leerse (no sin cierta dificultad) es la palabra “eden” en barniz transparente, escondida en el interior de la camisa. El tamaño generoso y la tapa blanda hacen del libro un objeto bastante más flexible que una Biblia, de modo que esa expulsión no se hace tan violenta como la del Génesis.…

Para seguir leyendo, regístrate o inicia sesión

Regístrate y disfruta gratis de los mejores contenidos sobre fotografía

Este contenido es exclusivo para lectores registrados. Regístrate en unos segundos y podrás acceder de manera inmediata. Es rápido y gratuito. Si ya estás registrado, inicia sesión para seguir navegando con normalidad.

¿No tienes una cuenta proLUR? Regístrate, ¡es gratuito!